¿Cuáles son las coberturas y cómo se aplican según el tipo de seguro de coche de Plus Ultra?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 0 basado en 0 valoraciones

coberturas del seguro de coche

A la hora de escoger entre un seguro de coche y otro es importante tener en cuenta aspectos como el perfil de conductor o el tipo de coche que buscas asegurar. No es lo mismo un conductor que se acaba de sacar el carnet que uno experimentado, como tampoco lo es tener un coche nuevo a conducir un vehículo con varios años.

Todos sabemos que existen dos tipos de seguros de coche, pero a menudo olvidamos que las coberturas del seguro hacen esta lista aún más amplia. En este artículo hablaremos de los que cubre el seguro del coche según la póliza que se contrate. También veremos qué seguro de coche Plus Ultra es el que te interesa en función de ello.

Coberturas del seguro a terceros de Plus Ultra

Si te acabas de sacar el carnet de conducir, o si tu coche tiene ya unos cuantos años, lo recomendable es un seguro a terceros. Este incluye la cobertura básica de responsabilidad civil, imprescindible para cumplir la ley, y presta servicio sin que el precio sea elevado.
En esta modalidad podemos distinguir tres tipos de seguro a terceros, que cubre más o menos cosas:

  • Seguro a terceros básico: La compañía se hará cargo de los daños materiales y personales que puedas causar a otros mientras conduces. Las coberturas básicas son:
    • Responsabilidad civil (obligatoria y voluntaria).
    • Defensa jurídica y reclamación, que incluye gestión de multas y recuperación de puntos del carnet.
    • Protección del conductor cubriendo asistencia sanitaria, invalidez y fallecimiento.
  • Seguro a terceros más lunas: Además de las coberturas del seguro a terceros, incluye otras como:
    • Reparación y sustitución de lunas.
    • Asistencia en viaje desde el kilómetro 0.
    • Asistencia jurídica telefónica, para informarte sobre temas relacionados con el coche y otros asuntos.
  • Terceros ampliado: Lo que cubre el seguro a terceros ampliado es todo lo anterior, más otras coberturas que se pueden añadir por separado, pero que se reúnen en esta póliza:
    • Robo, que cubre desde el arreglo de desperfectos si han intentado robar el coche hasta el valor de este en caso de que no aparezca.
    • Incendio o explosión. Todos los daños materiales sufridos en el coche, así como los accesorios que estén incluidos en la póliza.

Además de estas coberturas, el seguro de coche Plus Ultra a terceros cuenta con otras opciones, como vehículo de sustitución o indemnización por el valor del vehículo en caso de vuelco, fenómenos atmosféricos o colisión por animales u otro vehículo.

¿Qué cubre el seguro a todo riesgo de Plus Ultra?

Si llevas varios años conduciendo, no has tenido accidentes y puedes beneficiarte de algún descuento en tu seguro, o si acabas de comprarte un coche nuevo, es muy aconsejable que escojas un seguro a todo riesgo. Este ofrece todas las coberturas que hemos mencionado hasta ahora, además de protegerte frente a daños propios.

El seguro a todo riesgo de Plus Ultra dispone de dos versiones: con y sin franquicia. El primero se encargará de cubrir los daños a partir de la cantidad que se haya franquiciado, mientras que el todo riesgo sin franquicia tiene cobertura total.

Por ejemplo, si tienes un todo riesgo con franquicia de 100€ , y sufres daños por valor de 500, tú sólo pagarás los primeros 100 euros, mientras que el seguro se encargará de cubrir el resto. Si tienes un todo riesgo sin franquicia, el seguro cubrirá la totalidad de la reparación.

La diferencia entre contratar un seguro de coche a todo riesgo con sin franquicia, está en el precio anual seguro, ya que si contratas un seguro a todo riesgo sin franquicia, el coste anual de la póliza será más alto. Por eso merece la pena siempre sopesar, según el vehículo que vas segurar, tu antigüedad de carné y tu historial como conductor, qué modalidad de seguro a todo riesgo te interesa contratar.

¿Qué seguro va mejor con mi situación?

Dependiendo de factores como la edad, la antigüedad como conductor o la del vehículo, así como la marca y el modelo del coche, tendrás que escoger entre unas coberturas u otras. Estos son algunos ejemplos para ayudarte a elegir:

  • Conductor novel con coche de segunda mano: terceros básico o terceros más lunas.
  • Conductor con coche seminuevo: terceros ampliado o todo riesgo con franquicia.
  • Conductor experimentado con coche nuevo, o un seminuevo de gama media: Todo riesgo con franquicia.
  • Coche nuevo de gama media o alta: todo riesgo sin franquicia.

Como ves, elegir un tipo u otro de póliza depende en buena medida de tu perfil como conductor, así como de las coberturas del seguro de coche que quieras aplicar. El precio de cada uno varía en función de la modalidad que escojas.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 5 =