Comidas de verano: qué es recomendable comer durante la esta estación

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 5 basado en 1 valoraciones

El verano es siempre una oportunidad de evadirnos de la rutina, y la alimentación no se escapa a esas ganas de probar algo distinto a lo que estamos acostumbrados. Durante las vacaciones, nuestra prioridad es desintoxicarnos de la tecnología, disfrutar del calor y el aire libre, y por eso buscamos platos sencillos, frescos y de preparación rápida.

Si estás buscando recetas para llevar a la playa o inspiración para tu dieta veraniega, podemos ayudarte. En este post encontrarás ideas saludables para comidas de verano que mantendrán lejos el hambre y te ayudarán a mantener una dieta equilibrada mientras disfrutas de los meses de sol.

¿Qué comer durante el verano?

Aunque hay comidas de verano para todos los gustos, durante esta estación el cuerpo suele pedirnos comida fresca y ligera para combatir las altas temperaturas. Si eres un apasionado de la carne o el pescado, puedes tener en cuenta los siguientes alimentos para crear el acompañamiento perfecto o darle algo de variedad a tu dieta. Vamos a continuación a ver las 5 ideas de qué comer en verano.

Ensaladas

Hay una cantidad inmensa de recetas para ensaladas de verano, y no es difícil entender por qué: la ensalada es uno de los platos más versátiles que hay, y son fáciles de personalizar y adaptar a nuestro propio gusto además de mantenerse sabrosos durante mucho tiempo. Una de las principales razones es la importancia de los ingredientes básicos: un tomate bueno prácticamente no necesita más que un sencillo aliño para convertirse en un plato estrella, pero podemos añadir lo que más nos guste para confeccionar una ensalada perfecta.

Aunque los acompañamientos clásicos son ingredientes como la cebolla, la lechuga o el bonito, prácticamente no hay límite a lo que podemos añadir a una buena ensalada de tomate. Añadir anchoas, aceitunas negras y albahaca le da el toque perfecto, por no hablar del tradicional pipirrana andaluz hecho con pepino, cebolla, tomate, pimiento verde y huevo cocido.

También es un clásico inmortal en España la ensalada campera. Parecida a las papas aliñás, esta ensalada con base de patata y hortalizas complementada con conservas y huevos es el plato fresco y sabroso por excelencia cuando suben las temperaturas.

Sopas y cremas frías

Las sopas y cremas frías tienen muchas ventajas: se pueden beber, son ligeras y frescas y no lleva nada de tiempo prepararlas. Se pueden hacer con toda clase de ingredientes principales: tomate, patata, yogur o cualquier fruta u hortaliza.

Cuando prepares la sopa o crema de tu elección, lo más recomendable es que hagas una gran cantidad. Esa es la principal ventaja de esta clase de platos: se conservan extremadamente bien y pueden funcionar como merienda, cena o incluso desayuno. Llevar una buena cantidad cuando vayas de excursión te ahorrará el uso de tuppers y mantendrás el estómago lleno todo el día.

Apuesta por la fruta y la verdura

Todas las comidas de verano tienen como elemento central la fruta o la verdura. La razón es evidente: son los alimentos ideales para luchar contra la canícula y se pueden combinar con cualquier otro ingrediente en nuestra cocina en variaciones casi infinitas. Las legumbres, en particular, son un alimento muy económico que funciona a la perfección como base para una ensalada saciante y saludable.

Lo mismo se aplica a frutas como el melocotón, la manzana o la pera, ingredientes perfectos para acompañar a la lechuga y el tomate, por no hablar de las macedonias. No hay secretos para preparar la macedonia perfecta: sólo hay que dejarse guiar por los sabores y texturas y utilizar las proporciones que nosotros prefiramos. Si además añadimos frutos secos o cuscús, tendremos un plato incluso más potente y sabroso para un día de calor.

Mantén una dieta equilibrada y saludable

El verano hace que nuestras posibilidades parezcan infinitas, y efectivamente lo son, al menos en lo que se refiere a nuestra alimentación. La cantidad de frutas, verduras y legumbres disponibles en el mercado hace que sea sencillísimo elaborar un menú fresco y variado que haga las delicias de toda la familia.

Para realizar tu menú perfecto de verano, lo único que debes hacer es asegurarte de que los ingredientes forman parte de una alimentación equilibrada y nutritiva. Y si tienes dudas, no hay nada más fácil que consultar con un especialista. Para ello, recuerda que el seguro Cosalud Bienestar incluye asesoramiento dietético, que te ayudará a llevar una dieta saludable todo el año sin dejar de disfrutar de tus platos favoritos.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro − dos =