Orientación y consulta médica telefónica

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 0 basado en 0 valoraciones
asistencia tecnologica e informatica del seguro de hogar
  • El 061 o el 112 prueban que las urgencias a menudo se atienden por teléfono.
  • Los centros de asistencia médica se han logrado reducir los riesgos de contagio de la COVID-19.
  • El servicio de orientación médica de Plus Ultra está disponible las 24 horas del día durante todo el año.
Última actualización: 16 de diciembre de 2020

2020 ha sido un año en el que hemos cambiado algunas costumbres y maneras de hacer las cosas. La pandemia causada por la COVID-19 nos ha obligado a tomar ciertas medidas, como las que han afectado a la atención médica. Muchas de las consultas se han realizado por vía telefónica, como medida de seguridad y protección.

Sin embargo, la consulta médica telefónica existe desde mucho antes del coronavirus. Las llamadas a números de asistencia como el 061 o el 112 prueban que las urgencias a menudo se atienden por teléfono, aunque después sea necesario acudir al lugar o acercarse a un centro de salud.

Hay otra cosa relacionada con las consultas médicas por teléfono que muchos ignoran. Con tu seguro de hogar, dependiendo de las coberturas que tengas contratadas, también dispones de un servicio de orientación telefónica. En este post hablaremos tanto de las consultas telefónicas antes y durante la pandemia, como de la cobertura de atención médica telefónica del seguro de Hogar Plus Ultra.

¿Consulta médica por teléfono?

Es fundamental hablar de forma clara para que la orientación médica telefónica sea la correcta.

Antes de comentar en qué consiste la consulta médica telefónica, es importante distinguir entre una consulta programada y una de urgencia. En la consulta programada, los pasos a seguir son los mismos que si acudieras al centro de salud o el hospital:

  • Reunir toda la documentación relevante para la consulta, como resultados de análisis previos, recetas y cualquier otro tipo de información que el médico necesite conocer.
  • Buscar un espacio tranquilo, en el que no haya distracciones para poder comunicarse bien. Si por alguna razón la persona que necesita una consulta tiene dificultades para oír o expresarse, en la medida de lo posible debe haber alguien a su lado que preste ayuda.
  • Al tratarse de una consulta telefónica y no de una videollamada, hay que indicar de forma clara cuáles son los síntomas. Solo de este modo el médico puede hacerse una idea y determinar un diagnóstico.

Cuando se trata de una urgencia o una consulta de orientación, puede que algunas cosas se hagan diferente, como tener informes a mano. No obstante, es fundamental hablar de forma clara y sincera, no ocultar ningún tipo de información para que el experto que hay al otro lado pueda dar la asistencia médica telefónica adecuada.

Antes de la pandemia sanitaria: 061 y 112

Muchos antes de que surgiera el coronavirus, los servicios de asistencia contaban con números de teléfono para asistir a quienes tenían un accidente o una emergencia médica. A menudo se piensa que estos teléfonos son solo para llamar a una ambulancia, pero lo cierto es que desde el teléfono se han atendido muchas veces consultas urgentes sin necesidad de enviar una unidad.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

En la actualidad hay dos números de emergencias: el 061 y el 112. Cada uno de ellos tiene ciertas diferencias, por lo que es bueno saber a cuál llamar en cada caso.

  • 061: También denominado Salud Responde, es un servicio de información sanitaria gestionado por profesionales las 24 horas. Por eso, lo normal es llamar cuando está cerrado el centro de salud o en áreas alejadas de hospitales. Lo que ofrece este número es orientación profesional para consultas simples, que en su mayoría se resuelven por esta vía. Se trata de un servicio de refuerzo del sistema de salud, pensado para reducir la saturación de las urgencias.
  • 112: el número único de emergencias de Europa desde 1991 no es un servicio de atención médica telefónica, sino un sistema de gestión de emergencias desde el que se atienden todo tipo de incidencias, sobre todo médicas. El servicio destaca sobre todo por atender en varios idiomas y derivar al organismo correspondiente la llamada. En el caso de un accidente o urgencia de salud, remitirán la llamada al servicio de emergencias sanitarias correspondiente a la zona en la que te encuentras.

Durante la pandemia

Durante la pandemia, estos dos números de teléfono han seguido prestando servicio, aunque se han unido otros menos generales. Los centros de salud y hospitales están atendiendo un gran número de consultas y citas programadas a distancia.

Gracias a esta medida, en los centros de asistencia médica se han logrado reducir los riesgos de contagio de la COVID-19. Al no tener que salir de casa para recibir atención médica, se protege a la población, sin que ello suponga renunciar a asistencia médica especializada.

En realidad, muchas de las consultas que se hacen a médicos de familia, así como citas para seguimiento, no tienen porqué hacerse de forma presencial. Por eso, la asistencia médica telefónica es una excelente medida de seguridad ante la pandemia, y se ha mostrado muy efectiva. De hecho, la telemedicina ha supuesto un gran avance frente a riesgos de contagio, y en el futuro muchas de las consultas se seguirán haciendo de este modo, tanto por razones prácticas como logísticas.

Cobertura de orientación y atención médica telefónica de Plus Ultra en el seguro de hogar

En Plus Ultra disponemos de un servicio de asistencia médica telefónica incluido en tu póliza de hogar. Esta cobertura está pensada para atender cuestiones relacionadas con accidentes domésticos, resolver dudas y otros asuntos relacionados con el cuidado de la salud.
El servicio está disponible las 24 horas del día durante todo el año, y el interlocutor es un médico profesional. Para acceder a él es necesario identificarse como asegurado, dando los datos que se pidan como el número de póliza. También es importante indicar qué tipo de asistencia telefónica necesitas para determinar si es posible realizar el servicio o es mejor que llames a alguno de los números de asistencia que hemos mencionado antes.

Caso/ejemplo práctico

Elena es una asegurada de 55 años, que lleva un tiempo recibiendo tratamiento farmacológico para la artritis. Anoche tuvo que ir de urgencias al hospital, porque le dolía un costado, y el médico le prescribió unas pastillas. Sin embargo, ella olvidó comentarle que sigue un tratamiento y tiene dudas acerca de si las pastillas pueden causar alguna reacción con este.

Como en su Centro de Salud le daría cita para varios días más adelante, y no quiere volver a urgencias por una simple consulta, llama al servicio de asistencia telefónica de Plus Ultra, incluido en su seguro de hogar.

El médico escucha a Elena, que le indica cuál es el tratamiento que sigue ahora, el tipo de dolor que ha sentido y las pastillas que se le prescribieron en urgencias. Con todos estos datos, le dice a la asegurada que no hay ningún problema, y que puede combinar ambos tratamientos sin riesgo de que haya reacción. También le recuerda que es muy importante que le diga al médico siempre lo que está tomando, para no tener que pasar momentos de incertidumbre como estos.

¿Avanzamos hacia la telemedicina?

El aumento de consultas telefónicas debido a la crisis sanitaria no ha hecho más que acelerar el uso de medios como el teléfono o las videollamadas para atender consultas. Es cierto que muchas no se pueden atender de otra manera que no sea presencial, pero es probable que en un futuro no muy lejano, las tradicionales esperas en consulta de familia dejen paso a videoconferencias con el médico desde el móvil. Algo que en principio puede ser positivo, porque evitará la saturación en las consultas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once − 8 =