Juegos para niños en casa y otros consejos para organizarse teletrabajando

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 0 basado en 0 valoraciones

juegos para niños en casa

¿Estás buscando juegos para niños en casa durante el confinamiento? ¿Tienes que teletrabajar pero se te está haciendo una montaña? En este artículo queremos contarte, por una parte, algunos consejos sobre cómo organizarse para teletrabajar con los peques; y, por otra, te damos algunas ideas de juegos para niños en casa.

¿Cómo organizarse para teletrabajar con los niños en casa?

Comunicación: explícales la situación

A partir de cierta edad, los peques pueden entender que estás en casa, pero trabajando. Para ellos puede ser difícil de entender verte en casa todo el día sin apenas poder interactuar contigo.

Puedes explicarles que se trata de una situación excepcional, que serán unos días un poco extraños y que entre todos debéis conseguir mantener una buena convivencia. Y ello pasa por respetar los tiempos en que estás trabajando.

Planificación: un momento para cada cosa

Prepara un horario con tareas a realizar a lo largo del día (¡aunque deja algunos espacios para que se aburran y desarrollen su creatividad, también!). Haced un horario conjunto, a ser posible semanal, en familia y poniendo en común todas las actividades. Cada noche podéis reorganizar el día siguiente para mantener el horario actualizado.

Es importante que, así como delimitas sus horas de deberes o de juego, también limites tu horario de trabajo. Lo más probable es que no puedas hacer las 8 horas habituales, así que la priorización va a ser una de tus máximas.

Aprender a priorizar: ¿urgente o importante?

¿Qué es urgente y qué es importante? Aprende a distinguir qué tareas tienen prioridad y teletrabajar con los niños en casa te resultará más fácil:

  • ¿Hay algo urgente e importante que debas hacer? Piensa en esta tarea como la primera del día
  • ¿Tienes cosas no urgentes, pero importantes? Hazlas en cuanto te sea posible.
  • ¿Tienes tareas que no son urgentes ni importantes? Pueden esperar, ya las harás mañana, o incluso otro día
  • ¿Hay temas urgentes pero no importantes? Es un buen momento para empezar a delegar…

Paciencia: es imposible llegar a todo

Todos estamos en la misma situación: tu jefe, tus compañeros, tu cliente número uno, tu principal proveedor… Ellos también están confinados y puede que también tengan que teletrabajar con los niños en casa. Entenderán que no puedas rendir de la misma forma que lo haces en la oficina.

Si ellos rebajan el nivel de exigencia, rebájalo tú también contigo mismo: no se puede llegar a todo, y no pasa nada. Lo harás en otro momento o cuando todo esto acabe (porque aunque no lo parezca, acabará muy pronto).

Ármate de paciencia, asume que los niños pueden interrumpir tu trabajo (como lo podría hacer una llamada o un compañero en la oficina) y comprende que si no es ahora, será en otro momento.

Empatía y comprensión: ponerse en su lugar es muy efectivo

Habrá momentos (y días completos, incluso…) en los que tus hijos estarán especialmente irritables. Ponte en su lugar, entiende que ellos no bajan a la calle ni a tirar la basura: ¡hace muchos días que no salen!

Echan de menos su rutina, a sus amigos, salir a pasear, a tomar el aire, a dar una vuelta en bicicleta… Y no tienen mecanismos suficientes para hacértelo saber de otra forma que estando un poco más susceptibles de lo normal.

En estos casos, haz un trabajo de empatía y apaga el ordenador: dales algún abrazo extra, juega unos minutos más de lo habitual… Esta situación también es difícil para ellos.

Recomendación: Protege tu hogar y tu familia

Ser precavido es un plus en estos momentos. Por ello contar con un un seguro de hogar puede ser una buena opción para cubrirte cuando más lo necesitas. Hay pasamos más tiempo que nunca en casa, ¿no deberíamos proteger nuestro hogar y nuestra familia?

Y después de trabajar… ¡a jugar! 7 juegos para niños en casa que les encantarán

Ya sea porque necesitas que estén entretenidos mientras tú teletrabajas o porque ya has terminado y os disponéis a pasar un rato en familia, aquí te proponemos 7 juegos para niños de varias edades:

1 Manualidades y pintura

Definitivamente, las reinas del confinamiento son las manualidades. Todo lo que tenga que ver con el DIY y reciclar cosas que haya por casa está triunfando entre familias de todas las edades. Y, cómo no, la pintura siempre la acompaña. ¿Ideas? Aquí van algunas de ellas:

  • Pancarta “Todo saldrá bien” con el arco iris de colores
  • Un diario hecho a mano en el que explicáis, mediante dibujos, qué hacéis cada uno de los días que pasáis en casa
  • Un “Quién es quién” con fotos de la familia
  • Pájaros (o coches, o animales, o lo que se os ocurra) con el cartón del papel WC
  • Un castillo con el cartón del papel de cocina
  • Marionetas de fieltro, papel, cartón o espuma eva y palos de helados

2 Un rato de tablet o tele

Seguramente en vuestro día a día tus hijos tienen limitadas las horas de pantallas, ya sea móvil, tablet o tele. Estos días intenta ser un poco más flexible y comprende que porque estén un par de semanas con unas pocas horas más de tablet tampoco pasa nada. Eso sí, intenta que lo que vean sea algo educativo o incluso relajado.

3 ¡Que viva la música!

La música es una gran aliada en momentos en los que ya no sabéis qué hacer. Podéis:

  • Tocar instrumentos, ¡aunque no sepáis!
  • Ver videoclips e imitar los bailes y las vestimentas
  • Inventaros coreografías de vuestras canciones favoritas
  • Jugar a parar la música: estáis bailando y alguien de repente para la música. Todos tenéis que parar; ¡quien se mueva cuando no hay música, pierde!
  • El mítico juego de las sillas

4 Los tan socorridos cuentos

Aprovechando que muchas editoriales ofrecen algunos de sus títulos para descargar estos días de forma gratuita podéis descubrir nuevos libros, cuentos, nuevos personajes y nuevas historias. ¡Incluso podéis jugar a inventar vuestros propios cuentos!

5 Cocinar para toda la familia

¿Qué tendrá la cocina que tanto gusta a los peques? Aprovecha esta pasión para que, de paso, os ayuden con los menús. Pensad en platos sencillos que puedan ayudar a preparar, como rellenar los canelones, amasar la masa de un bizcocho o magdalenas, preparar una ensalada colorida, hacer caras divertidas con el sándwich…

6 Gincanas caseras

Los niños necesitan moverse, es una realidad. Su cuerpo inquieto con ganas de descubrir cosas necesita correr, saltar, caminar, agacharse, revolcarse… Cread vuestra propia gincana casera:

  • Coloca botellas de agua para crear un circuito serpenteante
  • Pon unos cojines para dar la voltereta ante de entrar al salón
  • Haz una cueva (tapa la mesa con una sábana, por ejemplo) que hay que atravesar hasta llegar al sofá
  • Pon unas cuerdas de saltar atadas a las bisagras inferiores de las puertas para complicar el recorrido…

Un seguro de hogar te será aquí muy útil por si el juego se les va de las manos y rompen algo…

7 Yoga: un poco de relax para todos

Podéis finalizar la tarde o el día con un poco de yoga. Además de manteneros en forma, podréis empezar mandarle un mensaje al cuerpo: empieza a ser la hora del relax, pronto cenareis e iréis a dormir.

¡Y con mucha energía podréis empezar un nuevo día!

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 + 2 =