Licencias de navegación: ¿cuál necesitas para tu embarcación?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 0 basado en 0 valoraciones

Recién terminada la desescalada y situados ya en los primeros días del verano, todos queremos volver a la normalidad. No sabemos hasta qué grado podremos lograrla, pero algo que está muy claro es que necesitamos tomarnos un merecido descanso. Si tienes o quieres comprar una embarcación, debes tener en cuenta que hace falta una licencia de navegación. En función del tipo de embarcación que elijas, los pasos para obtenerla pueden variar. ¿Sabes cuál es la que te corresponde?

¿Qué licencia se necesita?

Por buscar similitudes, podemos decir que la licencia navegación es al mar lo que el carnet de conducir a la carretera, y existen diferentes tipos de licencias, en función del tamaño, la distancia o la actividad para la que quieres usarla.

Partiendo de la licencia de navegación básica, se puede ir solicitando una licencia superior. Para adquirir esta se deben cumplir estos requisitos:

  • Ser mayor de edad, o haber cumplido 16 años y tener autorización previa de un tutor legal.
  • Realizar una formación teórica de 2 horas como mínimo, en una escuela que cuente con homologación para impartir las clases.
  • Hacer 4 horas de prácticas en barco, también en una escuela homologada (como norma general será la misma que para la teoría).
  • Realizar un reconocimiento psicotécnico en un centro oficial. Lo habitual es que las clínicas que hacen reconocimientos a conductores también puedan certificarte para solicitar una licencia de navegación.

Esta licencia básica te permite navegar con embarcaciones de hasta 6 metros de eslora y alejarte 2 millas de la costa. Solo desde la salida hasta la puesta de sol.
A continuación veremos diferentes tipos de embarcaciones, y los requisitos para obtener la correspondiente licencia.

Embarcación de recreo

El permiso de embarcaciones de recreo es el más solicitado de todos. Permite navegar con barcos de hasta 15 metros de día y de noche, hasta 12 millas de distancia o entre islas del mismo archipiélago.
Para obtener la licencia de embarcaciones de recreo, además de contar con la licencia de navegación se necesita:

  • Superar una prueba tipo test de 45 preguntas.
  • Tener 18 años cumplidos.
  • Haber realizado prácticas de navegación al menos 16 horas en una escuela homologada.
  • Realizar el curso de operador de radio de corto alcance cuya duración es de 12 horas.

Moto de agua

La licencia de navegación de motos de agua es la licencia de navegación básica. De hecho puedes manejar motos de agua con cualquier tipo de licencia de navegación, siempre que estén matriculadas en España.

Lanchas

Si tienen hasta 6 metros de eslora, la licencia es la misma que para las motos de agua. En caso de que quieras manejar una más larga, alejarte de la costa o navegar de noche, necesitarás un título de patrón de barco para navegación básica. Este permite adentrarte en el mar hasta 5 millas, y llevar lanchas de hasta 8 metros.

Para conseguirlo, estos son los requisitos:

  • Examen teórico tipo test de 27 preguntas.
  • Ser mayor de edad o tener 16 años y autorización de un tutor.
  • Cubrir 8 horas de prácticas en una escuela náutica.
  • Hacer un curso de radiocomunicaciones de 4 horas y presentar el certificado correspondiente.

Barco de pesca deportiva

Los barcos de pesca deportiva están sujetos a las mismas características que el resto de embarcaciones en cuanto a tamaño, distancias, etc. En caso de superar los 15 metros necesitarás una licencia de yate, además de las licencias de pesca correspondientes.

El título de patrón de yate permite llevar barcos hasta 150 millas mar adentro y manejar embarcaciones de hasta 24 metros.

Para obtener el permiso de patrón de barco se necesita estar en posesión de una licencia de embarcaciones de recreo, aprobar dos exámenes, uno de seguridad y meteorología, y otro de navegación y cartografía marina. Además, debes certificar que has realizado prácticas en travesía durante 48 horas consecutivas, cumpliendo un plan de navegación oficial.

¿Qué papel juega el seguro de embarcaciones?

Sin importar los tipos de embarcaciones que quieras utilizar, es fundamental que cuenten con el seguro correspondiente. De otro modo, no podrás navegar como tampoco puedes conducir sin tener seguro en el coche.

Conclusiones

Si este verano piensas salir a navegar con tu barco, o comprarte uno, asegúrate de que cuentas con la licencia de navegación adecuada. Y disfruta de la brisa del mar mientras el tiempo y las circunstancias lo permitan.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 + 4 =