Mascotas en el coche

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 4 basado en 1 valoraciones

cómo llevar las mascotas en el coche, llevar mascotas en el coche, normativa mascotas en el cocheA menudo, cuando llega el verano nos plateamos qué hacer nuestra queridas mascotas. Pero, ¿acaso no se merecen también unas vacaciones con el resto de la familia? Te compartimos unas ideas para que sepas cómo llevar correctamente las mascotas en el coche.

 Lo que dice la normativa sobre mascotas en el coche

 La ley de tráfico sólo indica lo que transcribimos a continuación:

 “El conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía. A estos efectos, deberá cuidar especialmente de mantener la posición adecuada y que la mantengan el resto de los pasajeros, y la adecuada colocación de los objetos o animales transportados para que no haya interferencias entre el conductor y cualquiera de ellos.”

Pero cuidado, no te lleves a engaño, llevar un perro en el regazo del copiloto, por ejemplo, puede suponer una multa de hasta 200€ ya que éste podría interferir en la visión del conductor o incomodarle en su posición correcta.

Por lo tanto te presentamos tres maneras adecuadas de llevar mascotas en el coche minimizando los peligros del conductor, del resto de pasajeros y del animal en sí:

Arnés de seguridad

El arnés de seguridad es una especie de peto que se les pone a los perros introduciendo la cabeza y las dos patas delanteras. Te recomendamos atarlo mediante un doble anclaje en el asiento trasero para que el animal no se estrangule ni salga proyectado de manera lateral en caso de accidente.

Transportín

Es la manera más cómoda y segura  de viajar con perros de tamaño pequeño, gatos o hurones. Te recomendamos que lo sitúes en el suelo de la parte trasera del coche, en el maletero (sin bandeja superior)  o en el asiento trasero atado mediante el cinturón de seguridad ya que, en caso de colisión, si estuviera suelto supondría una grave peligro para los pasajeros y la mascota.

Red separadora o barras fijas

Se colocan separando la parte trasera del vehículo de la delantera. El animal tiene todo el recinto trasero para moverse, pero en caso de accidente si éste no va atado puede ser altamente perjudicial, por lo tanto te recomendamos que, si te decides por esta opción, además ancles tu mascota al cinturón mediante el arnés que antes hemos expuesto.

Otra medida que puede contribuir a tu tranquilidad es contratar con Seguros Plus Ultra, una póliza de responsabilidad civil particular, con la que te despreocupas de los daños que, sin querer pudiera llegar a provocar tu mascota a terceros.

Queremos hacer hincapié, especialmente, en avisar que nunca ancles tu mascota mediante un collar directamente al cinturón ya que podría morir degollado en caso de impacto y que no lo sitúes en el asiento del copiloto ya que en caso que se tuviera que disparar el airbag, al no tener la altura mínima permitida para usar el asiento delantero, moriría asfixiado.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × cuatro =