Los peligros del exceso de azúcar en niños

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 5 basado en 3 valoraciones

El exceso de azúcar en niños es peligroso para su salud

España cuenta con una de las tasas de obesidad infantil más altas de Europa. Según un estudio realizado en mayo de este mismo año por la Iniciativa Europea de Vigilancia de la Obesidad Infantil de la Organización Mundial de la Salud (OMS) el 40% de los niños españoles tiene sobrepeso u obesidad. Un dato preocupante que se debería tener presente especialmente en Navidad, una época en la que los más pequeños disfrutan de la familia, los regalos y los dulces, demasiados dulces.

Expertos en alimentación infantil advierten de que se incluye demasiado azúcar en la dieta de los pequeños. Gran parte de la población española tiene el concepto de que únicamente se ingiere azúcar cuando se añaden cucharadas a determinados alimentos. Sin embargo, muchos de ellos ya incluyen proporciones que van sumando y al final del día suponen un exceso de azúcar en los niños. Cereales, zumos, batidos, pan de molde o bollería son algunos ejemplos que suelen formar parte de la dieta infantil y que perjudican la salud de tus hijos.

Si a la cantidad de azúcar que consumen habitualmente se le añaden: turrones, polvorones y otros dulces aparentemente inocentes, el resultado es una bomba alimentaria que puede traer graves consecuencias.

El papel de la alimentación infantil en la esperanza de vida

Aprovecha esta Navidad para poner límites al consumo de dulces. Una buena forma de hacerlo es de forma didáctica. Enseñar a los más pequeños que este tipo de alimentos está reservado para momentos puntuales o especiales, como son las fiestas navideñas y que, bajo ningún concepto, puede ser el sustituto habitual de postres y mucho menos del desayuno o la merienda.

Es muy importante cuidar la alimentación infantil leyendo las etiquetas de los alimentos que ingieren los más pequeños. Muchos padres piensan que le están proporcionando la dieta más saludable a sus hijos porque desconocen la cantidad de azúcar que llevan los alimentos. Incluso cuando en la etiqueta se indique “sin azúcar añadido”, en muchos casos puede comprobarse en la composición que entre los ingredientes realmente hay algún edulcorante.

Consecuencias de una dieta demasiado dulce

Los expertos prevén que la generación de niños actual puede ser la primera con una esperanza de vida menor que la de sus padres debido a un aumento de la posibilidad de sufrir enfermedades derivadas de una dieta poco saludable.

En este sentido, el exceso de azúcar va más allá de la producción de caries u obesidad, ya que además supone un aumento del riesgo de glucosa alta en niños. Las enfermedades metabólicas como la diabetes infantil están aumentando y pueden derivar en problemas crónicos que arrastrarán el resto de su vida. Si no se controla al máximo este tipo de alimentación en los menores, se espera un futuro con más incidencia de cardiopatías, tensión alta o cáncer.

Pese que lo más importante es prevenir para que ese futuro no ocurra, es esencial también contar con un seguro de asistencia sanitaria que te ofrezca la tranquilidad de que, ante cualquier problema de salud, tanto tú como tu familia recibiréis los mejores tratamientos en los centros médicos más prestigiosos.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete − cinco =