¿Qué te ofrece un seguro de transporte de mercancías?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 5 basado en 2 valoraciones

seguro de transporte de mercancías

¿Tu negocio requiere que realices entregas a domicilio?, ¿tienes una empresa de logística? En cualquier caso, a lo largo de las semanas, seguro que necesitas una gran cantidad de recursos para la fabricación y/o distribución de unos productos que necesitan ser transportados en perfectas condiciones. Sabemos que cualquier pequeño error o retraso te supondría una pérdida de beneficios importante y podría poner en riesgo la viabilidad de tu negocio; por eso, en este artículo queremos explicarte por qué contratar un seguro de transporte de mercancías terrestres es una buena inversión para ti. 

¿Por qué es importante asegurar el transporte de mercancías?

Seguramente ya conoces lo que implica el proceso de transporte de mercancías y los riesgos que ello conlleva, y con la finalidad de que tengas un buen respaldo en caso de que se materialicen dichos riesgos, esta póliza te garantiza su transporte durante las exportaciones, importaciones o distribución a nivel nacional e internacional.

Una protección para las mercancías de tu negocio

En otras palabras, te ofrece la posibilidad de contar con la protección que necesitas para hacer frente a los daños materiales que puedan sufrir tus mercancías durante su transporte

Un respaldo económico para responder ante tus clientes

Se trata de un seguro amplio que puede adaptarse a las necesidades, características propias y principales riesgos de cada empresa. Si tienes una compañía de transporte, tienes la responsabilidad sobre las mercancías de tus clientes durante el trayecto hasta su lugar de destino. Este seguro te ayuda a responder en caso de que estos bienes resulten perjudicados mientras los transportas.

Las ventajas de contar con un seguro de transporte de mercancías

El seguro de transporte de mercancías te aporta una serie de beneficios que te conviene conocer al detalle para ser consciente de su protección:

  1. Es un producto fácil de contratar y muy completo. Te garantiza protección económica ante inconvenientes durante el transporte. La mercancía está cubierta siempre que se pierda o se deteriore como consecuencia de alguno de los riesgos contemplados en la póliza. Así, tienes un apoyo muy importante con el que puedes asegurarte de que la mercancía llegará a su destino.
  2. Es un seguro de transporte internacional: La cobertura de estos seguros es vigente en cualquier parte del mundo. No importa el país en el que ocurra el siniestro, tu aseguradora siempre responderá por ti y abonará las compensaciones económicas necesarias.
  3. Te protege en cualquier vía: es un seguro de transporte terrestre, incluyendo el ferrocarril y también cubre el traslado de la mercancía por vía aérea. Cuando se trata de la vía marítima o fluvial, es necesario contratar un seguro de transporte de mercancías marítimo, que es un poco más especializado y cuenta con coberturas adecuadas para sus riesgos, aunque te ofrece el mismo nivel de protección que el seguro que venimos explicando en este artículo.
  4. Máxima personalización: un buen seguro de transporte de mercancías te ofrece la posibilidad de ajustarlo a tus necesidades con coberturas complementarias que se adaptan a las características de tu carga. Si precisas una protección específica, puedes comentárselo a tu asesor de seguros para que te ofrezca la cobertura exacta que andas buscando.
  5. Daños por incendio, rayo o explosión: si la carga sufre daños propios como consecuencia de un incendio este seguro te respalda con el valor correspondiente a la mercancía afectada (salvo en caso de incendio espontáneo). Puedes estar tranquilo si surge un siniestro de este tipo.
  6. La carga garantizada en caso de accidente: las pérdidas ocasionadas en la mercancía como consecuencia de un accidente del medio de transporte, están cubiertas por este seguro, independientemente de las causas del mismo y de la vía de transporte utilizada.
  7. Protección ante fenómenos naturales: gracias al seguro de transporte de mercancías, tienes la tranquilidad de que tu carga está asegurada si ocurre un fenómeno de la naturaleza durante el trayecto, como inundaciones, terremotos o erupciones volcánicas. Los imprevistos de la naturaleza no serán un obstáculo.
  8. Tu mercancía cubierta ante el robo: ¿has pensado alguna vez qué pasaría si te roban la carga antes de que llegue a su destino? Bien, gracias al seguro de transporte de mercancías, puedes estar tranquilo en este sentido, ya que si el trasporte sufre un atraco durante el trayecto, queda cubierto el valor de la mercancía que te han sustraído.
  9. Protección en el momento de carga y descarga: entre sus garantías opcionales se ofrece la posibilidad de proteger la mercancía incluso en el momento de carga y descarga por ejemplo ante mojaduras, derrames, roturas, extravíos y otros daños que puedan derivarse.
  10. Coberturas extra por vía marítima: En el caso de que se trate de mercancías transportadas por el mar, puedes contratar una garantía especial para cubrir todo riesgo accidental que ocurra por esta vía: echazón y arrastre por las olas, así como pérdidas en caso de incendio y robo en puertos de transbordo o destino.

Elige el mejor seguro para tu transporte de mercancías

Contar con un seguro que respalde los distintos procesos de la cadena de distribución es la mejor forma de respaldar todo el trabajo previo y la viabilidad de tu negocio. Los seguros para transporte de mercancías te facilitan las herramientas para poder actuar ante los imprevistos que puedan surgir durante el desarrollo de algo tan cotidiano y clave como es el transporte de mercancías.

El asesoramiento previo, vital para contratar tu seguro

Es muy importante que te informes bien con los agentes de tu aseguradora de todas las coberturas básicas y complementarias que te ofrece cada póliza y los complementos de forma que tus productos queden cubiertos bajo cualquier situación.

¿Qué debes tener en cuenta durante la contratación de la póliza para proteger tu mercancía?

A modo de repaso, podemos resumir los factores a los que debes prestar especial atención para asegurar bien tu mercancía:

  • Tu relación con mercancía: ¿eres el vendedor directo de los productos?, ¿tienes una empresa de transportes? En cualquier caso, es una opción interesante para ti.
  • Las características de la carga: ¿es material frágil?, ¿puede incendiarse con facilidad?, ¿es goloso para los ladrones? Si la respuesta es sí a al menos uno de las preguntas, entonces este seguro es imprescindible.
  • El medio de transporte: ¿se trata de un camión? ¿realizas el transporte a través del ferrocarril?, ¿o por el contrario llega a la mercancía por aire o por mar? En función de la vía por la que viajen tus mercancías puede que necesites contratar un seguro de transporte de mercancías específico.

Conclusiones

El seguro de transporte de mercancías te beneficia tanto si eres el propietario de la carga, como en caso de ser una empresa intermediaria de transportes. Las coberturas de una póliza como ésta garantizan el valor de los bienes trasladados cuando suceden determinados incidentes que pueden suponer el deterioro total o parcial de los mismos, con la consecuente pérdida de beneficios.
Además, existen diferentes tipos de seguros de transporte de mercancías, atendiendo, sobre todo al medio de transporte específico y a tus características. Además, puedes personalizar tu seguro aún más, teniendo en cuenta qué clases de bienes transportas habitualmente.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 4 =