Seguros de coche y seguros de moto: ¿en qué coberturas se diferencian?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 0 basado en 0 valoraciones

Los seguros de coche y los seguros de moto se adaptan a cada vehículo

 

Motos y coches se diferencian en muchos aspectos, no sólo en su estructura, sino también en su funcionamiento y utilidad. Evitar atascos, encontrar aparcamiento con más facilidad, poder llevar a varios pasajeros o poder cargar más equipaje, son algunas ventajas y desventajas que presentan estos vehículos.  Para poder adaptarse a características tan opuestas encontramos un producto específico para cada uno: seguro de coches por un lado, seguro de moto por otro. Pero, ¿estas pólizas comparten coberturas o son propias de cada vehículo?

El seguro obligatorio

A pesar de las múltiples diferencias entre coches y motos, la primera característica común la encontramos en que ambos vehículos deben tener contratado, como mínimo,  el seguro obligatorio de Responsabilidad Civil.

Esta cobertura obligatoria es la garantía de que estaremos cubiertos frente a una reclamación de daños materiales y personales a terceros, como puede ocurrir en un accidente en cadena.

Pero además de protegernos frente a los daños que podamos ocasionar a terceros, las características que presenta cada vehículo implican asumir una serie de coberturas imprescindibles.

Coberturas imprescindibles para tu seguro de coche

La contratación de seguros Todo Riesgo es más habituales en los coches, debido a la complejidad y al alto coste de reparación de este vehículo de gran tamaño; por lo que también es muy habitual optar por pólizas con franquicia.

Por esta misma razón, también se considera  imprescindible la contratación de la cobertura de lunas:  La luna delantera, la luna trasera y las ventanillas laterales son los cristales que forman las lunas del coche; y son uno de los elementos más importantes de seguridad activa, imprescindibles para garantizar nuestra visibilidad y protección frente a elementos externos. Si te paras a pensar, incluso los coches descapotables llevan luna delantera. Por eso es frecuente encontrar la cobertura de lunas incluso en los seguros a terceros.

Coberturas imprescindibles para tu seguro de moto

Respecto a la moto, encontramos otra serie de necesidades a las que se adaptan los seguros. Piensa que un golpe en la moto, a diferencia de lo que ocurre con una rozadura o un pequeño golpe en el coche, puede inmovilizar tu moto, estés donde estés, con las consecuencias negativas que se puede derivar.

Por esa misma razón, contratar una póliza de daños personales se hace imprescindible, ya que el conductor se encuentra totalmente desprotegido frente a ataques externos. Recuerda que el casco, la chaqueta, los guantes o las botas no son elementos diseñados para evitar accidente, sino para minimizar la fuerza de posibles impactos.

Coberturas necesarias para motos y coches

Ahora vamos a comparar alguna de la coberturas comunes de los seguros de coche y los de moto y como se adaptan a cada uno:

Cobertura de incendio: Los distintos elementos que permiten el funcionamiento de un coche o una motocicleta, al igual que todos sus servicios extra donde la tecnología cada vez está más presente, hacen que estos vehículos presenten riesgo de incendio, por lo que podemos encontrar también protección frente a:

    • Daños producidos por las medidas necesarias para impedir o extinguir un incendio.
    • Gastos ocasionados por el traslado u otras medidas adoptadas para salvarla de un incendio.

Protección para los ocupantes: Para ambos vehículo conviene ampliar las coberturas básicas para protegernos como conductores y también a las personas que viajan con nosotros.  Ten en cuenta el riesgo en ambos casos, ya que en un accidente en un coche puede afectar a varias personas, y en una moto, un pequeño golpe puede traducirse en un problema grave. La mejor opción es garantizarnos el pago de las indemnizaciones y reembolso correspondientes, cubriendo la defunción, invalidez y la asistencia sanitaria del conductor y ocupantes del vehículo asegurado.

En conclusión: Los seguros de coche ofrecen un abanico más amplio de coberturas entre las que podemos escoger, hasta personalizar nuestra póliza. En cuanto a las motos, que presentan unas características propias y mayor fragilidad en la carretera frente a otros vehículos, debemos contratar un seguro más completo que nos garantice la máxima protección.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × cuatro =