Test de intolerancia alimentaria: ¿es fiable?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 5 basado en 1 valoraciones

test de intolerancia alimentaria

En los últimos años ha surgido un método DIY (Do It Yourself, Hazlo Tú Mismo) para supuestamente dar a conocer una lista de alimentos que nuestro organismo no tolera. Sin embargo, la medicina es un tema lo suficientemente serio como para caer en un autodiagnóstico de estas características. Por eso, en este post intentamos dar respuesta a algunas preguntas que quizás te estés haciendo: ¿es un test de intolerancia alimentaria fiable? ¿Qué es exactamente? ¿Cómo se debe hacer de una forma verdaderamente correcta? ¡Te lo explicamos a continuación!

El test de intolerancia ¿Qué es?

Se trata de una técnica de diagnóstico que trata de detectar aquellos alimentos que tu sistema digestivo no tolera. Por tanto, no indica alergias, sino ‘solo’ intolerancias. Recordemos que la alergia es un trastorno del sistema inmunitario, una reacción de autodefensa. Pero la intolerancia alimentaria se desencadena a nivel digestivo. Es decir, un determinado alimento (o un componente de éste) que te sienta mal: por ejemplo, te produce dolor de estómago.

La verdadera crítica, como veremos a continuación, se la lleva el llamado test de intolerancia alimentaria ‘masivo’, es decir, aquel que se vende indiscriminadamente en Internet o en tiendas de nutrición.

Test de intolerancia alimentaria: opiniones y precio

En un test de intolerancia alimentaria, el precio puede variar considerablemente, pues existen diferentes modelos: desde 50€ hasta varios cientos de euros en muchos casos.
Si nos centramos en el test de intolerancia alimentaria ‘masivo’, las opiniones de numerosos estamentos médicos y científicos son bastante contrarias. Por ejemplo, la de la Academia Española de Nutrición y Dietética. Critican la falta de evidencias científicas en el resultado, con la consecuencia de que el porcentaje de falsos negativos y falsos positivos es alto. También se pone en duda que sus resultados sean adecuados para establecer dietas de reducción de peso.

Por tanto, lo adecuado es recurrir a un médico especialista, que hará una valoración global del paciente, de sus condiciones personales y, sobre todo, empleando pruebas más precisas y de mayor profundidad. Algunas de las utilizadas para ello son analíticas de sangre, test de hidrógeno espirado, biopsias, evaluación de heces, etc.
Esto último es precisamente lo que pone a tu alcance Plus Ultra Seguros a través de nuestro seguro médico con asistencia sanitaria: Cosalud y con nuestros especialistas. En él, una de las coberturas es la medicina preventiva, con pruebas de diagnosis de diferente tipo. Y entre ellas, un test de intolerancia alimentaria, personalizado y con resultados más precisos que el de los métodos masivos e indiscriminados.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *