¿En qué nos estamos gastando el dinero los españoles durante el confinamiento?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuacion: 5 basado en 1 valoraciones

El confinamiento provocado por la pandemia del COVID-19 ha influido en nuestras vidas de manera profunda. No solo en la forma de trabajar o hacer deporte, sino también en factores como los hábitos de compra. Las ventas por Internet, que desde hace un tiempo empezaban a estar en alza, se han disparado a un nivel extraordinario.
De hecho, 9 de cada 10 españoles reconoce haber comprado online. Algo evidente teniendo en cuenta que es casi la única forma de conseguir muchos productos sin salir de nuestro hogar. ¿Pero cuáles son los productos en los que más nos gastamos el dinero los españoles?

¿Cuáles son los productos/servicios más vendidos durante el confinamiento?

En apenas 2 meses, comprar por Internet se ha convertido para muchos en algo cotidiano. Nos hemos ido adaptando a un hábito de consumo desde casa, que no solo se aplica a las compras de artículos cotidianos, como comida y productos de limpieza. También se adquieren experiencias, pasatiempos y formación.

Tintes, libros, utensilios de cocina y artículos para el entretenimiento en el hogar

En esta lista se puede observar el porcentaje de aumento en las ventas por Internet de varios artículos caseros.

Artículos más vendidos durante el confinamiento por el COVID-19
Tipo de producto Porcentaje
Libros 39 %
Tintes 25 %
Menaje de cocina 22 %
Juegos de mesa 20 %
Equipamiento de gimnasio 18 %
Cortapelos 16 %
Rompecabezas 16 %

Fuente: Mastercard.

Las razones por las que han aumentado las ventas por Internet de estos productos parecen evidentes. Los tintes para el cabello, así como las máquinas cortapelo, son la solución a la necesidad de arreglo personal. Al no poder pedir cita en la peluquería, (por lo menos antes de que llegara la desescalada) para retocarse las raíces o hacerse un buen corte, hay que hacerlo en casa. Después de los libros, los tintes se han convertido en los productos más vendidos en Internet.
También se observa un aumento en los artículos de entretenimiento. Ahora que muchos no trabajan, buscan ocupar su tiempo leyendo un poco, haciendo más deporte o incluso cocinando en casa. Hay quien ha descubierto nuevas aficiones, y para cumplir con ellas tiene que recurrir a las tiendas online.
Destaca también el aumento en los juegos de mesa y los puzzles, que indica que muchas familias están pasando el rato juntas. Y es que el confinamiento también ha traído cosas buenas.

Plataformas VOD y clases online

Las plataformas de vídeo bajo demanda también están viviendo una escalada. 8 de cada 10 españoles se han suscrito a algún servicio de plataformas VOD para ver series o películas no solo en sus televisores, sino en tablets y smartphones.

No solo Netflix o HBO, sino las propuestas como Disney+, Amazon Prime Video o las opciones premium de canales como A3media o Mediaset pueden certificar que el estado de alarma ha aumentado el número de usuarios de pago que se apuntan a sus plataformas.

Otro de los apartados que aumentan las ventas por Internet tiene que ver con la formación online. Cursos de cocina, formación para mejorar el currículum, sobre todo en competencias digitales, y otras propuestas educativas han entrado en casi todas las casas de España.

Nuevos hábitos de consumo

Una de las preguntas que nos hacemos ahora es si esta tendencia se mantendrá una vez que se pueda salir de casa. Y lo cierto es que muchas de las nuevas costumbres que se han adquirido durante el confinamiento se quedarán, bien combinándolas con los hábitos de compra habituales o convirtiéndose en los principales.
El perfil de consumidor ya estaba cambiando poco a poco, y las ventas por Internet dejaban de generar ese miedo que se tenía antes a lo virtual. Con el estado de alarma por el coronavirus, el consumidor se ha visto obligado a girar hacia lo digital, y tras comprobar sus resultados se está convenciendo.
Algo que también está cambiando el hábito de consumo por comprar online es la figura del cazador de gangas. Casi la totalidad de los consumidores hace una comparación de precios y se queda con la oferta que más le gusta, e incluso espera a que haya descuentos en lo que quiere comprar.

No obstante, en las últimas semanas se ha notado un ligero aumento en los fraudes debido al uso de las tarjetas, problemas de phising (robo de datos), etc. Por eso es muy importante incluir algunos consejos prácticos para que las compras por Internet sean seguras:

  • Comprueba que el sitio sea seguro. Algunas páginas no son las originales, y solo quieren robar los datos de pago para cometer fraudes. Por eso, busca sellos de confianza en línea y asegúrate de que la dirección de la página es la adecuada.
  • No des tus datos a cualquiera. La información de pago solo debe darse cuando se ha hecho un pedido, y siempre después de haber comprobado que el uso de los datos será única y exclusivamente para esa operación.
  • Utiliza métodos alternativos. Muchos comercios utilizan pasarelas de pago que permiten hacer tus compras sin dar tus datos bancarios, mediante métodos como Paypal.

Conclusiones

El confinamiento terminará, y cuando todo el mundo pueda salir a la calle, volverá a hacer muchas cosas como antes. Otras habrán cambiado para siempre, como la forma en la que el consumidor medio ve Internet, que ya es una opción interesante a la hora de comprar. Siguiendo las recomendaciones para hacer compras seguras, podemos decir que las compras online se han implantado ya en nuestras vidas.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + 9 =