Autónomos y pymes
sueldo neto autonomo

Sueldo neto autónomo: ¿cuánto cobras realmente?

Índice de contenidos

Si eres autónomo seguro que ya sabes que la cantidad que facturas por prestar tus servicios no es la cantidad real con la que vas a contar, ya que hay que restarle toda una serie de gastos: impuestos, cuotas, gastos de actividad… Y tú, ¿quieres saber cuál es tu sueldo neto mensual como trabajador por cuenta propia? A continuación te explicamos cómo funciona la calculadora del sueldo neto de un autónomo. 

Diferencias entre el sueldo neto y el sueldo bruto 

Para calcular el sueldo neto que cobras como autónomo lo primero es tener clara la diferencia entre el sueldo neto y el sueldo bruto: el sueldo bruto es el total que cobras por tu trabajo, o sea, el total que tus clientes te pagan por tus servicios. Por otro lado, el sueldo neto es la resta del total que cobras menos los impuestos (IVA e IRPF), la cuota de autónomo y los gastos que genere tu negocio por llevar a cabo su actividad

A continuación vamos a ver cada uno de estos gastos uno por uno.

IVA e IRPF

A la hora de calcular el sueldo neto de un autónomo hay que tener en cuenta dos tributos: 

El primero es el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), un impuesto que se descontará de tu factura cuando lo declares. Su importe dependerá del lugar donde se realice la facturación (en la Península, en Ceuta o Melilla o en las Islas Canarias) y del tipo de producto o servicio con el que trabajes:

  • El IVA general es del 21% 
  • El IVA reducido es del 10%
  • El IVA súper reducido es del 4%

Por otra parte, también tendrás que tener en cuenta el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), que grava las ganancias de los autónomos. Ten en cuenta que no todos los autónomos pagan IRPF: 

  • Sí pagan IRPF los autónomos que se dedican a actividades profesionales (no empresariales) y artísticas o que venden sus productos o servicios a empresas, instituciones u otros autónomos. 
  • No pagan IRPF con los autónomos que ejercen actividades empresariales, de comercio o que venden sus productos o servicios a particulares. 

Para saber cuánto debes pagar como autónomo de IRPF tienes que tener en cuenta varios factores: el tipo de actividad que desarrollas, el sector en el que trabajas, su facturación y su antigüedad. 

 

Usa nuestra calculadora de IRPF e IVA

Cuota de autónomo

El segundo elemento que tiene en cuenta la calculadora del sueldo neto de un autónomo son las cuotas a la Seguridad Social. Estas variarán dependiendo de la base de cotización por la que decidas declarar. Ten en cuenta que:

  • La cuota mínima para los autónomos generales de 289 euros y la máxima, 1.245, 45 euros
  • La cuota mínima para los autónomos societarios es de 371’51 euros y la máxima, 1.245,45 euros

Gastos fijos y variables

Por último, también tendrás que tener en cuenta los gastos fijos y variables que pagas mes a mes para que tu negocio pueda funcionar. 

  • Los gastos fijos son aquellos gastos que debes afrontar todos los meses para poder desarrollar tu actividad. Se trata de gastos que no varían, y por lo tanto es posible conocerlos con antelación. Se trata del IVA, el IRPF y la cuota de autónomos, además de otros gastos que dependerán de cuál sea tu negocio: por ejemplo gastos de gestoría, dominios y alojamientos web, alquiler del local y seguros de responsabilidad civil. Al contrario de lo que muchos piensan, el seguro de responsabilidad civil es obligatorio, por lo que sí que entraría a formar parte de los gastos fijos de la empresa. El seguro de RC es un seguro que cubre las posibles indemnizaciones que se tienen que abonar a terceros por daños físicas o materiales, lo que es de gran utilidad tanto para las empresas como para los terceros que trabajan con ellas. 
  • Los gastos variables son aquellos que pueden variar de un mes a otro, por ejemplo la factura de la luz o del agua, el precio de las materias primas, las comisiones a agentes comerciales...

Sueldo neto de un autónomo: así es la operación para calcularlo

Ahora que ya conoces todos los gastos que tendrías que descontar de tus facturas mensuales, es hora de pasar a la operación: debes restarle a la base imponible de tus productos o servicios vendidos (o sea, al precio de venta original) la cantidad correspondiente al IVA y al IRPF, y después sumar todas las facturas del mes, con el impuesto ya descontado. A esa cantidad debes descontarle tu cuota de autónomo y los gastos mensuales (fijos y aquellos variables que estimes). La cantidad que obtengas será tu sueldo real.

Ir a la calculadora de IRPF para autónomos

Escribe un comentario