Autónomos y pymes
cambiar domiciliacion autonomos

¿Es posible cambiar la domiciliación de autónomos?

Índice de contenidos

Cambiar la domiciliación de autónomos es posible tanto por vía presencial como por vía online. Es un procedimiento sencillo y con efectos inmediatos que te permitirá cambiar la cuenta donde tengas domiciliado el pago de las cuotas de autónomo.

En este artículo te explicamos los pasos a seguir para efectuar el cambio y en qué casos se debería hacer.

Cambiar cuenta de domiciliación de autónomos

Todos los trabajadores autónomos deben cumplir con obligaciones como darse de alta en Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), hacer la declaración censal y solicitud del NIF y pagar la cotización mínima mensual de los autónomos desde el momento en que sea efectiva el alta. Para ello, hay que facilitar el número de cuenta IBAN, puesto que la domiciliación bancaria es de carácter obligatorio.

La Orden ESS (484/2013), de 24 de marzo, es la que regulaba el Sistema de remisión electrónica de datos de la Seguridad Social, una normativa que afectaba a todo tipo de empresas, a excepción de los trabajadores por cuenta propia o de los autónomos que tuvieran la condición de empresarios. 

Sin embargo, en el pasado 2018 esta orden fue modificada por la Orden ESS/214/2018, de 1 de marzo y esta sí obliga a todos los autónomos a inscribirse en el Sistema RED (Remisión Electrónica de Datos) para aportar datos relacionados con la cotización, afiliación, domiciliación de cuotas de autónomo, contrataciones, confirmación de partes médicos, etc. Entre tales comunicaciones se incluye cualquier otra gestión relacionada con la Tesorería General de la Seguridad Social.

Cambio de cuenta para autónomos: ¿Qué tener en cuenta?

Desde el año 2018 es posible cambiar la domiciliación de autónomos y que dicho cambio tenga efectos inmediatos si lo comunicamos entre el primer y el décimo día del mes. Pasado ese plazo, la única diferencia es que el cambio de cuenta del autónomo se efectuará al mes siguiente.

Al mismo tiempo, los autónomos pueden realizar todos sus trámites directamente con la TGSS a través de los servicios electrónicos disponibles en la SEDESS (Sede Electrónica de la Seguridad Social).

De modo que, además de contar con el Sistema RED online, en la página web de la Sede Electrónica de la Seguridad Social tienes la opción de solicitar o cambiar la domiciliación del pago de las cuotas de autónomos.

Por otra parte, también es posible efectuar el cambio de cuenta domiciliada de autónomos a través de una asesoría o compañía especializada.

La fecha de gestión en el cambio de domiciliación de autónomos

Con el objetivo de evitar posibles recargos por impagos, debes tener cuidado respecto a la fecha en que realizas el cambio. La consecuencia podría suponer el abono de un 10% más de la cuota en el próximo mes.

Para ahorrarnos este incremento hay que evitar la modificación de la domiciliación bancaria después del día 14 del mes, puesto que de esa forma el cambio no será efectivo dicho mes. En el caso de que no pueda hacerse antes del día 14, deberemos mantener abierta la cuenta antigua con las cantidades suficientes para hacer efectiva la cuota de ese mes.

Qué hacer para cambiar la domiciliación de autónomos

Lo más sencillo es acceder a la Sede Electrónica de la Seguridad Social y acceder a la parte de Ciudadanos para, después, hacer clic en “Cotización”.

Para acceder a los servicios telemáticos y cambiar la domiciliación de la cuota de autónomos es necesario disponer de un certificado digital, cl@ve, usuario y contraseña o solicitar el acceso vía SMS.

Por tanto, una vez que accedes a la pantalla de “Cotización” debes escoger la opción “Domiciliación en cuenta” y hacer clic en una de las opciones anteriores mencionadas. Si te descargas la app Cl@ve y te registras correctamente es probable que te resulte más sencillo.

Una vez consigas acceder tan solo tendrás que cumplimentar los datos del IBAN indicando, además, el régimen 0521 de trabajadores autónomos, NIF, nombre del titular y entidad bancaria.

¡Ya lo tienes!

Te recomendamos guardar una copia de los cambios realizados para evitar posibles complicaciones futuras.

Escribe un comentario